sábado, 9 de abril de 2011

Carta a mi bebé


Tienes 10 semanas de vida, aun te faltan algo más de seis mesecitos para venir a este mundo de locos, con lo tranquilit@ y segur@ que estás ahi dentro.


Aun con lo pequeñit@ que eres... pues aun fue la semana pasada cuando todos tus deditos se formaron, aun sin saber ni como eres, ni si serás niño o quizá niña, te quiero más que a mi vida, en ti veo la prueba más bonita de mi amor por tu padre, tu eres el premio que nos ha obsequiado la vida por todo el amor que nos sentíamos, tú eres la prueba de nuestro amor, tu eres parte de los dos, por eso aun en mi vientre te has convertido en la razón de nuestras vidas, cuando miro a tu padre siento lo mucho que te quiero, y cuando te siento, siento todo el amor que siento por él.


Tu llegada provoca muchos estados de nervios y excitación, todos los que vivimos en casa esperamos con impaciencia y a la vez con temor el momento en que decidas salir de ese espacio tan abrigadito y amoroso en el que te encuentras, aun que quizás eche un poco de menos esta sensación, pues nunca estaré tan unida a ti como lo estaré estos meses, como lo estoy ahora...


Dentro de unos meses ese espacio te irá resultando demasiado pequeño para el tamaño que irás adquiriendo. Pero... no tengas miedo mi bebe, ten tranquilidad y paciencia que aquí aunque con nervios te esperamos con los brazos repletos de amor y ternura porque eres producto de todo eso. Ya verás como todos nos vamos adaptando a la nueva situación, tanto tú como nosotros, , te has convertido en un regalo del cielo, en lo mas valioso de nuestras vidas, aunque sin eso ya eres alguien especial.

Gracias por estar ahí, gracias por venir, gracias por hacerme sentir todas esas emociones extrañas y maravillosas a la vez, porque yo cuando me siento con más ganas de vivir es cuando veo los ojos puros y las dulces sonrisas de los niños, especialmente imagino las tuyas.

lunes, 4 de abril de 2011

Se que séré buena madre, pues aprendí de la mejor


Mi madre fue aquel ser que con la caricia tierna de su mano cansada y el el sana que sana colita de rana, o con la pomada mágica que me daba en mis heridas...todo cambiaba de color y el dolor desaparecía, la tristeza se disolvía, la nostalgia se difuminaba y la alegría tomaba su lugar.

Por que aun en el día de hoy es capaz de transformar mi oscuridad en luz, mi noche en día y mi llanto en risa...Esa mano ajada que a pesar de los años sigue tan tersa y cálida, posee el dulce encanto de hacer desaparecer el miedo, tiene la magia de transformar viejos trapos en trajes de novia, cortinas viejas en hermosas colchas y noches a oscuras en bonitas veladas...

Esa voz de con mezcla de suplica y condescendencia que aveces agobiaba, regaña sin condición, se complacia sonando mis narices frente a las visitas, o quitandome las manchas con el típico klinex previamente mojado en saliba , sin rencor empieza a ensayar destemplados cánticos de cuna para malcriar a su nieto y justificarlo.

Esa voz que que hace que sienta mi casa ahí donde la oiga, es la voz más sonante, y a la vez más dulce de mi universo. No le importa el frío si me puede dar calor, llena su hambre viéndome comer, descansaba arrullándome, hace suyas mis derrotas, disfruta a escondidas y sin alarde la victoria, pone su pecho por delante de mi sin importarle las balas...

Gracías a mi madre, sé que dentro de 7 meses sabré como ejercer mi oficio de mamá... me enseño que una madre no tiene envidia, no es jactanciosa, no se envanece, no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor, no se goza de la injusticia, mas se goza de la verdad, todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta... es el amor que nunca deja de ser... es el amor de madre, es decir... el amor que ella me dio, y del cual aprendí para poder otorgar ahora al pequeñin que esperamos.

La esperanza y la espera

Mi infierno se creo al es esperar sin esperanza.

Es necesario esperar, aunque la esperanza haya de verse siempre frustada, pues la esperanza misma constituye una dicha, y sus fracasos, por frecuentes que sean, son menos horribles que su extinción.

Aprendí a esperar siempre sin esperanza, dicen que ese es el secreto del heroísmo, y yo no quiero ser una heroe, solo quiero que alguien me ame.


Viví de esperanzas, siempre esperando... corriendo el riesgo de morirme de hambre, ahora pago la condena
Soy como una rosa marchitada...


La soledad es algo asi... Como buscar y no tener con quien estar. Es algo así como querer, y no saber por que llorar. Es ver la lluvia descender sobre la calle y no tener ninguna historia que contar, ni que olvidar. Es como andar sin conocer ningun lugar donde dejar que descanse alguna vez... LA SOLEDAD

ÁNGEL & DAMA LUNA

AngelWomanWingsSparkle Pictures, Images and Photos

Mis anhelos

Con la tecnología de Blogger.
 
Copyright 2009 Los sueños de Mi Luna .... Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemesfree